Leyendas del basquet coruñés

Espacio dedicado al baloncesto histórico de A Coruña

¿Jugó Chewbacca en Riazor?

 
Foto publicada por el diario “Sur”. A la izquierda, McNamara “a cara descubierta”.
 
Como hoy es domingo voy a contar una historia ligera, incluso festiva. Ya la conté hace un par de años en unos los boletines que publicaba y distribuía gratuitamente el colectivo Nordés Naranja en los encuentros del Basquet Coruña.
 
Periódicamente surge la pregunta de si Chewbacca, el personaje wookie de la saga Star Wars jugó en el baloncesto español. La respuesta es SI, y además jugó en Riazor, en la persona de Mark McNamara, que en la temporada 86-87 jugó con el Caja de Ronda (hoy Unicaja Málaga) contra el Bosco.
 
El partido se jugó el 15 de noviembre de 1986 y el Caja de Ronda, a la postre campeón de la Primera B, se impuso por 71-91, con 29 puntos de “Chewie” McNamara, un jugador recién contratado que estuvo unas semanas en Málaga.
 
El Bosco acababa de sustituir a Alfonso Rivera por Eduardo Ayuso en el banquillo, pero eso no fue suficiente para imponerse.
 
McNamara (2,11 m) llegó a España con un dato en su curriculum incuestionable: había ganado un anillo NBA en 1983, siendo rookie en los Sixers de Moses Malone. Procedía del Livorno italiano donde había jugado unos partidos en la temporada 85-86. Y del Caja de Ronda se marchó con cajas destempladas, pues desapareció sin mas alegando motivos de salud, aunque semanas después reapareció para fundamentar su desaparición en “discrepancias con la directiva“.
 
Además de jugar en la NBA, en España además del Caja Ronda jugó en el Juver Murcia (11 partidos en la temporada 90-91) y en el Real Madrid (10 partidos en un equipo al que esa temporada el hoy técnico NBA George Karl).  
 
En resumen, fue un temporero que a lo largo de su historia en la NBA (9 temporadas) intervino en 286 partidos con una de 9.7 minutos por partido.
 
Pero ¿cómo es lo de Chewbacca?
 
El Imperio Contraataca se filmó a lo largo de 1979 en Finse, Noruega, en durísimas condiciones para todo el el equipo. Quien más sufrió fue el actor británico Peter Mayhew (2,22 m), que interpretaba a Chewbacca. Su traje cubierto de pelo solía mojarse y respiraba penosamente tras una máscara articulada. La consecuencia es que enfermó durante las primeras semanas de grabación.
 
Los productores decidieron sustituir al actor por un doble y eligieron a Mark McNamara, un jugador de baloncesto que venía recomendada por su prima Chris Bowers, doble de Carrie Fisher, la princesa Leia. McNamara rodó varias escenas con la pelambrera de Chewbacca. Sin embargo, el material fue eliminado del montaje final. Al parecer no gustaban sus movimientos.
 
McNamara fue nuevamente Chewbacca en El retorno del Jedi (1983). Tampoco fue incluido en el montaje final de la película pero eso ya le importaba poco pues su vida se enfocaba al baloncesto profesional. 
 
Así pues, un rotundo SI: McNamara fue Chewbacca y lo vimos en Riazor.
 
 
 
 
Cabecera del diario “As”
 
 
Sé el primero en compartirlo!!!

Puede que te hayas perdido

4 minutos de lectura
4 minutos de lectura
6 minutos de lectura
A %d blogueros les gusta esto: